FORO ASTURIAS · 09/12/2018
Pedro Leal: “La propuesta del Gobierno de Sánchez de ofrecer rebajas en el precio de la electricidad a las grandes plantas que no cierren en tres años, lo único que hace es poner fecha de caducidad a la metalurgia asturiana”

El diputado autonómico y Vicesecretario de Coordinación Institucional de FORO, Pedro Leal, se ha pronunciado hoy sobre el anuncio del Gobierno de Pedro Sánchez al respecto de que las grandes industrias asturianas obtendrán rebajas en el precio de la luz, bajo la condición de que no cierren y no hagan recortes drásticos de actividad y empleo durante los tres años siguientes a la concesión de las ayudas, según el paquete de medidas urgentes de apoyo al sector fabril español que aprobó el Consejo de Ministros. A juicio de Pedro Leal, “la propuesta del Gobierno Sánchez lo único que hace es poner fecha de caducidad a la metalurgia asturiana”.

 

El Vicesecretario de Coordinación Institucional de FORO considera que “pretender apostar por la industria nacional con propuestas tan peregrinas como improvisadas de fijar en tres años la vida útil de una empresa metalúrgica son la demostración de que España sufre las consecuencias de un Gobierno incompetente y cortoplacista. La política industrial o es una política de medio y largo plazo o es una simple pantomima para maquillar de la voluntad del Gobierno de engañar a los ciudadanos para aguantar como sea en los sillones mientras se anuncian nuevos cierres a plazo fijo”.

 

Finalmente, Pedro Leal manifestó que “la ignorancia del Gobierno de Sánchez queda de manifiesto con su propósito de favorecer la industria de Cataluña, y de tomarse seis meses para copiar medidas tras el cierre de ALCOA, mientras otras empresas amenazan con seguir su camino, cuando lo que necesita la industria española para poner fin a las deslocalizaciones son medidas serias, profundas e inmediatas”, y emplazó al Gobierno del Principado “a dejar de poner excusas y a pronunciarse claramente en contra de este anuncio irresponsable que, en lugar de llevar la tranquilidad a nuestra industria básica, confirma que estamos ante un proyecto de desertización programada de Asturias que no se limita a la minería y a las centrales térmicas”.