Foro Asturias en Facebook Foro Asturias en Twitter Foro Asturias en Instagram
Foro Asturias en Youtube Foro Asturias en Flickr Foro Asturias WhatsApp

25/04/2015

Cristina Coto: “Javier Fernández prometió convertir Asturias en la Alemania de España y en solo 3 años ha logrado el ‘Apocalipsis’ al situarla como la Comunidad Autónoma que menos crece de toda España”

  • “Provocan la desconfianza de los ciudadanos los que dicen una cosa en su municipio y la contraria en la Junta General; o prometen una cosa en Oviedo y hacen la contraria desde el Gobierno de Madrid, incluido votar contra Asturias en las Cortes Generales”

  • “Los resultados que presentan los balances de los ayuntamientos gobernados por FORO se convierten en la mejor tarjeta de presentación de los programas electorales que presentamos”

  • “Me propongo promover una reforma para lograr un sistema impositivo autonómico sencillo, claro y transparente, que favorezca la actividad económica”

  • “Proponemos incentivos fiscales para las familias asturianas que se irán incrementando en función del número de hijos y nuevos servicios de apoyo a la maternidad, como el establecimiento de ‘casas nido’, especialmente en las zonas rurales

Discurso de clausura de la presidenta de FORO, Cristina Coto, en la Convención Municipal de FORO.

 

“Queridas amigas y amigos:

 

Me gustaría comenzar este acto con unas palabras de agradecimiento. En primer lugar a todas vosotras y a todos vosotros, que formáis parte de nuestras candidaturas municipales, después de un proceso ejemplar de elecciones primarias. Somos un partido asturiano diferente, que gracias a vosotros ha celebrado con ejemplar transparencia este proceso de elecciones primarias, basado en el voto directo de todos los militantes en plenitud de sus derechos estatutarios. Es una buena noticia, aunque no haya merecido ni un solo titular. Y como Presidenta me siento muy orgullosa de haber superado con sobresaliente una prueba tan exigente, porque consolida nuestras profundas convicciones democráticas, aunque ello comporte dejar en el camino a algunas personas que no han sido capaces de superarla, a pesar de los titulares que, como más que dudoso premio, hayan logrado exhibiendo un talante que no va, porque no es el de los principios fundacionales de FORO.

            Os agradezco también vuestra presencia hoy aquí para presentarnos como somos: la verdadera fuerza política de Asturias, que nació en Asturias, que trabaja por Asturias y que no depende de nadie más que de los asturianos en la defensa de sus legítimos derechos dentro de una España que debe ser solidaria, en la que no deben caber las discriminaciones porque nuestra Constitución proclama la igualdad entre los españoles, para que nadie sea más que otro, pero tampoco menos.

 

Vivimos tiempos de cambios profundos en la sociedad española, unos cambios que ya se vislumbraban hace cuando hace cuatro años cuando un puñado de asturianos, un puñado importante, nos rebelamos contra el inmovilismo rampante de un  PPSOE instalado en la complacencia, ajenos por completo a lo que estaba sucediendo. Y nos rebelamos democráticamente para cambiar el camino hacia una decadencia cada vez más profunda de la mano del viejo PPSOE por el del progreso. Y pusimos en marcha un movimiento cívico de renovación y de regeneración bajo las siglas de FORO. Cuatro años después, otros grupos políticos intentan seguir nuestra estela y no tenemos que rasgarnos las vestiduras por ello, porque nada es tan estimulante como ser la vanguardia del cambio político y social.

 

Por eso mismo, no podemos quedarnos parados, igual que está parado desde hace muchos años el reloj de Asturias. Ni siquiera aprendemos del ejemplo de los demás, porque tal parece que la Cordillera Cantábrica, que tan fácilmente deja pasar las nubes, es un obstáculo para los pensamientos. Pero el ejemplo lo tenemos ante nuestros ojos. Acaban de celebrarse elecciones autonómicas en Andalucía, con la renovación total de los candidatos de los viejos partidos para hacer frente a la fuerza emergente de los nuevos. En Asturias, mientras se fosilizan un poco más, si cabe, IU, PSOE y PP con sus candidatos acumulando trienios, solo FORO ha entendido el mensaje y solo FORO ha sido capaz de abanderar la renovación que impulsó voluntariamente Francisco Álvarez-Cascos, de manera ejemplar, como siempre. A los de los trienios y quinquenios, viejas caras, o rostros de hormigón, de la política regional, les sorprende, igual que a determinados medios de comunicación que llevan los mismos trienios y quinquenios engrasándose con el alpiste del dinero de todos los asturianos.

 

Así no va a cambiar nada; viejos pero potentes pilares sostienen un sistema por el que a cambio de que a unos pocos les vaya muy bien, en Asturias sigue aumentando el paro y la pobreza, con lo que si según la agencia de calificación Fitch las regiones del norte de España han soportado mejor la crisis, hay una excepción: Asturias, la economía que más se contrajo desde 2007.

 

Lo dije en el Congreso hace poco más de un mes y lo repito hoy: ‘para sobrevivir Asturias tiene que cambiar, y tenemos que cambiarlo los asturianos, FORO es el instrumento con sus ideas, con sus principios y sus objetivos de progreso, tenedlo por seguro, nadie más va a presentar una modelo de cambio desde la independencia de poder pensar y actuar por nosotros mismos, libremente’.

 

Y uno de los grandes motivos del descrédito de la política y de los políticos en estos tiempos es la devaluación del valor de la palabra, del valor del compromiso y del valor del programa con el que se concurre a unas elecciones y se pide la confianza a los ciudadanos a través del voto. Por supuesto que cunde la desconfianza ante aquellos que dicen una cosa en el programa y hacen la contraria en el gobierno. Y os pongo algunos ejemplos:

 

El PP de Rajoy y de Mercedes Fernández prometió bajar los impuestos, y ahora vuelve a prometer bajarlos en Asturias, pero corre un tupido velo sobre las 50 subidas fiscales llevadas a cabo en lo que va de legislatura; prometió modificar el sistema de financiación autonómica para corregir los desequilibrios y ha puesto en marcha un sistema de financiación encubierta de las CC.AA. por el que Asturias recibió entre 2012 y 2015 815 millones de euros menos que Cataluña; prometió vertebrar España con las infraestructuras pero paraliza el AVE en León para que no continúe hacia Asturias, o construye estaciones ferroviarias en Vigo mientras destroza la centralidad ferroviaria de la que disfrutaba Gijón, o concede ayudas multimillonarias a la industria del automóvil mientras penaliza con las tarifas eléctricas más altas de toda Europa a nuestro industria metalúrgica.

 

El PSOE de Javier Fernández prometió traer transparencia a las instituciones pero deja sombras de su responsabilidad política en los escándalos de Riopedre, Niemeyer, El Musel o Villa, por citar los más notorios, ocurridos todos ellos mientras Javier Fernández era secretario general y por tanto máximo responsable de la FSA; prometió estabilidad y acabó siendo una caricatura de gobierno atornillado al sillón, huyendo cada semana del Parlamento porque perdía continuamente votaciones hasta alcanzar la cifra record en tres años de 186, incluida una consejera reprobada; prometió convertir Asturias en la Alemania de España y en solo tres años ha logrado el  ‘Apocalipsis’ al situarla como la Comunidad Autónoma que menos crece de toda España, según el Instituto Nacional de Estadística; prometió que su lucha contra el paro sería su prioridad y el resultado son más parados registrados hoy que en 2012; prometió colocar una línea roja para defender el estado de bienestar pero esa línea es hoy la cola del salario social que crece, de las ayudas a la dependencia que se reducen, de las listas de espera en Sanidad que se alargan insoportablemente y de los ‘guadañazos’ al profesorado en los colegios.

 

Y también provocan la desconfianza de los ciudadanos los que dicen una cosa en su municipio y la contraria en la Junta General; o prometen una cosa en Oviedo y hacen la contraria desde el Gobierno de Madrid, incluido votar contra Asturias en las Cortes Generales.

 

Para el PP y el PSOE ahora tocan promesas grandilocuentes de campaña electoral pero luego, durante cuatro años, ni el uno ni el otro levantarán la voz ni para interpelar a los ministros ni para apretar los botones del ‘SÍ’ en las Cortes Generales; da igual que se hable de la Fábrica de Armas, de las Autovías, del AVE, de la Minería, de nuestra Agroganadería o de nuestros Pescadores. Lo único que diferencia hoy al PP y al PSOE es el formato de disimulo que practican, según el color del partido que gobierne en Madrid.

 

Por ejemplo: dice Mercedes Fernández que tienen el programa ‘embargado’ para que no se lo copien. Pero si en el PP o no tienen programa, como en 2011 en Asturias, o no cumplen los programas, ahí está el incumplido programa de Rajoy en las generales de 2011. En el PP esconden e incumplen los programas. ¿Dónde estaba en el programa de 2012 aprobar los Presupuestos socialistas, tras haber autorizado a Javier Fernández  a aumentar en 1.028 millones la deuda –que pagaremos todos los asturianos al 22%- para que el amigo Javier siguiera en el sillón?

 

Hoy dice Cherines que el PSOE le copia la rebaja del Impuestos de Sucesiones. Lo repito: la rebaja del 99% en este impuesto, en transmisiones entre parientes de primer y segundo grado ya la llevamos en FORO en nuestro programa electoral en 2011, del 99% porque es un impuesto cedido y  no se puede tocar el 100%. No es el PSOE el que copia, no. Es el propio PP que nunca tuvo programa.

 

Amigas y amigos, esta realidad debemos reiterarla continuamente, por dos razones:

En primer lugar porque es verdad.

 

Y en segundo lugar porque sirve para diferenciar al bipartidismo de los demás; sí, de FORO, porque aquí, y pongo como ejemplo a los alcaldes, no faltamos a la palabra dada ni a los compromisos adquiridos ni a nuestros programas electorales, y cuando entre el PSOE y el PP nos atan las manos impidiéndonos cumplir la palabra, los compromisos y los programas, a costa de los asturianos, condenándonos a prorrogar el viejo presupuesto de Areces, donde hay dinero para chiringuitos pero no para un cambio de modelo económico que nos permita crear empleo y reforzar el estado del bienestar, convocamos elecciones, como hizo Francisco Álvarez-Cascos, porque las consecuencias las pagan los asturianos.

 

Y sé que hay quien no lo entiende, seguramente por falta de costumbre, porque la costumbre es ver a los gobernantes amarrados al sillón por más que todo se derrumbe fuera del despacho.

 

Por eso como presidenta y candidata de FORO yo me siento muy orgullosa de los principios que rigen nuestro partido, de la coherencia de nuestros discursos nacional, autonómica y municipal y de nuestro comportamiento público en todas las instituciones del Estado.

 

Dentro de pocos días, nuestros compañeros en las Cortes, Isidro Martínez Oblanca y Enrique Álvarez Sostres presentarán el tercer tomo de sus intervenciones parlamentarias y podrán exhibir con orgullo los discursos de sus debates con el presidente del Gobierno, con los ministros y con el resto de los portavoces de otros grupos parlamentarios, sin haberse callado nunca por una orden superior, porque nunca tuvieron más orden superior que el nombre de Asturias, la defensa del interés de Asturias en todas sus intervenciones, sin intermediario alguno entre ellos y los asturianos.

 

Y me siento enormemente orgullosa de la labor realizada en cada uno de los ayuntamientos asturianos, de la gestión que habéis desarrollado los alcaldes y las alcaldesas que habéis presidido los gobiernos municipales de Peñamellera Alta, Amieva, Ibias, Ponga, Cabrales, Ribadesella, Salas, Valdés, Siero y Gijón; para mí sois una referencia insuperable porque sí respetasteis la palabra dada, sí mantuvisteis el compromiso adquirido y sí aplicasteis orgullos los programas electorales de FORO.

 

Nuestros gobiernos municipales son un espejo en el que podemos vernos reflejadas todas las afiliadas y los afiliados de FORO. Los resultados que presentan los balances de los ayuntamientos gobernados por FORO se convierten en la mejor tarjeta de presentación de los programas electorales que presentamos, que presentaremos en todos los concejos asturianos y en el gobierno del Principado, de cara a las próximas elecciones.

 

Ante nosotros mismos, ante los asturianos, gracias a todos vosotros.

 

Y gracias igualmente al resto de los candidatos, que aspiráis a llevar a vuestros municipios ese modelo de gestión basado exclusivamente en un entendimiento de la política como un servicio al ciudadano, como una administración honesta de los recursos en beneficio del progreso de vuestros vecinos, elaborando programas realistas sobre la base de diagnósticos objetivos. Sabéis muy bien que es tiempo de prometer aquello que se desea escuchar, téngase o no intención de cumplirlo. Que sepan los ciudadanos que eso es engañar y que en FORO no vamos a engañar, porque además existen fórmulas para salir de esta crisis horrible; basta con sustituir las viejas y fracasadas recetas de siempre por otras, porque las hay, basta con mirarse en el espejo de las regiones que, lejos de situarse como las últimas en crecimiento se sitúan como  las primeras.

 

Ese es nuestro modelo de Partido, que fomenta la coherencia de los comportamientos de sus representantes en las instituciones y la credibilidad de sus mensajes opuestos tanto al sucursalismo como al oportunismo que caracteriza a nuestros oponentes. Por ello en los próximos cuatro años me propongo continuar y preservar como un hecho diferencial propio de nuestro acervo el modelo de partido que hemos consolidado en estos primeros cuatro años.

 

ESTANCAMIENTO DE POBLACIÓN

 

Como antes os decía Asturias tocó fondo en los 1.000 días de Javier Fernández, al situarse en el último lugar del crecimiento de todas las CC.AA. del Estado, ahondando en -4,4 puntos la divergencia con el crecimiento medio del PIB de España, y ampliando en nada menos que 10 puntos la divergencia en la reducción del paro respecto de la media española. Son datos estremecedores para expresar los resultados de una pésima gestión de Gobierno. Pero no son los únicos.

 

Esta última semana hemos conocido nuevos datos que aumentan los motivos de preocupación de cualquier ciudadano responsable. Para empezar, conocimos que la población del Principado de Asturias se situó el pasado 1 de enero de 2015 en 1.050.917 personas, lo que supone una pérdida de 10.839 habitantes en 2014, el 1%, el mayor descenso en términos relativos de toda España, junto con los registrados por Castilla y León y Castilla-La Mancha, también del 1%, solo que Asturias ha caído a cifras de 1970, nuestra tasa de natalidad lleva 20 años por debajo del ‘índice de reemplazo’. Tenemos la mortalidad más alta de España, y en nuestra región el impacto de la inmigración, sencillamente, no existe, porque no somos percibidos como una tierra de promisión.

 

Por eso quiero subrayar que el fenómeno no es nuevo: por más que los socialistas se hayan enterado ahora Asturias arrastra desde 1983 las peores cifras de natalidad y mortalidad de España; coincidiréis conmigo en que ha habido tiempo para que los  sucesivos Gobiernos socialistas hubieran prestado al problema una mínima atención, 30 años; los mismos años que llevan los socialistas, con dos paréntesis, gobernando Asturias sin hacer absolutamente nada al respecto.

 

Los sucesivos Gobiernos de la izquierda ni siquiera fueron capaces de ver la bomba de relojería que se le venía encima a Asturias, ni intentaron hacer nada ni harán nada para enfrentarse a él. Esta legislatura el Gobierno de Javier Fernández planteó un tour por toda España para tratar de averiguar qué hacen los demás para no tener este problema de población; las excursiones llegaron incluso a Europa para charlar sobre demografía. ¿Propuestas? Ni una, aparte de la les pasará la agencia de viajes a costa de todos los asturianos. 

 

Pese a que el declive demográfico es uno de los mayores problemas de Asturias y compromete nuestro futuro, el Gobierno de Javier Fernández no ha puesto en marcha ni una sola medida de freno. Tras todos esos viajes y charlas ha llegado lo que tenía que llegar: el informe, presentado el pasado 2 de octubre, con una gran conclusión: ‘que el problema de la demografía en Asturias está asociado a la baja natalidad, el alto envejecimiento y la pérdida de población’. Claro. ¿La propuesta? Que hay que impulsar desde Europa una respuesta. No busquéis una sola propuesta asturiana, una sola propuesta de Javier Fernández o de Mercedes Fernández, porque no la hay.

 

En una década seremos la región de España con más habitantes de 65 años, y tendremos 65 residentes inactivos por cada 100 en edad laboral. Esta es la denominada ‘tasa de dependencia’ que compromete seriamente nuestras pensiones, nuestras prestaciones sociales, nuestra educación y nuestra sanidad. No tendremos recursos para mantenerlos si el desequilibrio entre población activa y dependiente sigue agrandándose. Pero el PSOE y el PP renuevan sus votos matrimoniales sin preocuparse lo más mínimo del drama que se avecina.

 

Por supuesto que la natalidad guarda relación con el empleo; carecer de empleo, de ingresos es un elemento disuasorio lógico a la hora de decidir tener un hijo; y al empleo me referiré después, pero se pueden adoptar medidas, y me propongo adoptar medidas urgentes: recuperaremos la propuesta de FORO en 2011, el cheque-bebé para los padres y madres con recursos insuficientes para atender a la crianza de sus hijos -este cheque que causó gran hilaridad al PSOE cuando lo impulsamos desde el Gobierno, pese a haberlo instaurado ellos con Areces, eso sí, para todo el mundo, con independencia de los ingresos. Recuperaremos igualmente el programa Asturias-Concilia y el Plan de Apoyo a Madres Gestantes en Situación de Desamparo, asunto este convertido en eterna diana de los prejuicios de la izquierda.

 

Pero además proponemos incentivos fiscales para las familias asturianas que se irán incrementando en función del número de hijos y nuevos servicios de apoyo a la maternidad, como el establecimiento de ‘casas nido’, especialmente en las zonas rurales; agilizaremos los trámites de adopción nacional e internacional, y pondremos en marcha recursos especializados para personas que deciden ser madres y padres, como unidades de atención al parto y acciones formativas; adaptaremos la ayuda a domicilio, además de para personas mayores para la atención de niños; y reformularemos el cheque infantil para escuelas de 0 a 3 años que, en lugar de otorgarse a los centros, irá directamente a los padres; crearemos nuevas plazas en centros de atención a la infancia hasta llegar al 33% de cobertura recomendada por la Unión Europea en 2013, adecuando los horarios de estos centros a la demanda actual de las familias, promocionando el alquiler en condiciones ventajosas a personas con hijos e incluyendo este parámetro en aspectos como la rebaja de los impuestos municipales de vehículos.

 

Y los no nacidos contarán como miembros de la entidad familiar en aquellos trámites en los que se considere conveniente, como en la solicitud de una plaza en una guardería o en el acceso a la vivienda.

 

EL CRECIMIENTO ECONÓMICO, EL EMPLEO Y LOS IMPUESTOS

 

La segunda noticia negativa de la semana fue la EPA del primer trimestre de 2015 que, tras la engañosa cifra de la reducción del paro, volvió a confirmar la profunda divergencia de Asturias con España en la evolución de la población ocupada.

 

Desde el inicio de la serie histórica en 2002, la población ocupada en España ha crecido un 5,9 %; en Asturias el 0,7 %. La EPA también volvió a mostrar una fuerte caída de nuestra población activa y nos confirma que Asturias sigue siendo con un 50,13 %  la Comunidad Autónoma con la tasa de actividad más baja de España, cuya tasa media es el 59,45 %. Estamos más de 9 puntos por debajo de la media española, pero 14 puntos por debajo de Madrid y 12 puntos por debajo de Cataluña. Para que nos entiendan los asturianos, la población activa representa el número de ciudadanos que trabaja o busca empleo. Si la población activa de Asturias está 9, 12 o 14 puntos por debajo de la población activa de otras Comunidades Autónomas, es imposible que Asturias crezca al mismo ritmo que ellas, salvo que compensemos nuestra menor población activa con mejores rendimientos derivados, por ejemplo, de una mayor capacidad tecnológica, pero no es nuestro caso.

 

Favorecer el crecimiento económico, como premisa para crear empleo, se ha convertido hace tiempo en la primera necesidad para una Comunidad Autónoma como la asturiana, que acumula en su debe cifras en desempleo, tasa de actividad, tasa de crecimiento y niveles de empleo de las peores de España. Las encuestas del INE de contabilidad regional o de empleo retratan la realidad de Asturias, que ha visto como las decisiones tanto del gobierno de la nación como del autonómico no han hecho más que empeorar nuestra situación.

 

Las políticas de estímulo del crecimiento económico, a las que está obligado todo gobierno no tienen por qué llevar aparejado más gasto público y, como consecuencia de ello, mayores necesidades de recaudación. La receta consiste en hacer un uso eficiente de los recursos disponibles, que estos se destinen a inversiones productivas. En ese escenario, el sistema fiscal es un mecanismo básico de política económica y no se puede permitir, porque sería totalmente contraproducente, que los agentes económicos acaben adoptando sus decisiones obligados por las continuas subidas impositivas aplicadas desde el Ministerio de Hacienda y desde el Gobierno del Principado, como ahora está sucediendo en Asturias.

 

En materia fiscal tengo la convicción de que no por elevar los tipos de gravamen impositivos se obtienen mayores ingresos y ésta ha sido la alternativa que el Grupo Parlamentario de FORO en la Junta General ha defendido durante toda la legislatura, igual que en el Congreso y en el Senado. Esta puntualización no es irrelevante porque los dirigentes del PP que buzonean por Asturias promesas de bajadas de impuestos, votaron durante tres años en el Congreso y en el Senado las 50 subidas de impuestos más fuertes que se recuerdan, en contra de sus promesas electorales. 

 

En FORO creemos que con tipos impositivos blandos, pero aumentando la actividad económica y con ella las bases imponibles, se  obtendrán mayores ingresos. Por ello me propongo promover una reforma para lograr un sistema impositivo autonómico sencillo, claro y transparente, que favorezca la actividad económica. Para hacerlo posible, como objetivo previo, es indispensable el férreo control del gasto público que acabo de enunciar, condición básica y previa para abordar la necesaria reducción de impuestos en Asturias.

 

Asturias es una de las Comunidades Autónomas donde los ciudadanos más tributan, por lo que la discriminación respecto a los ciudadanos con residencias fiscales en otras regiones el incontestable. La propuesta fiscal de FORO pasa por las siguientes medidas:

 

A) Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas:

 

Reducción de la tarifa autonómica en todos sus tramos y de forma progresiva.

 

Mejoras en las deducciones para jóvenes emprendedores, incrementando su cuantía y elevando la edad  mínima  para su aplicación, con objeto, todo ello, de impulsar y apoyar el desarrollo de nuevas actividades.

 

Mejora y simplificación de los requisitos establecidos para la aplicación de la deducción por alquiler de vivienda habitual, con objeto de atender las necesidades de colectivos que no pueden acceder a la compra de una vivienda y de promover la reactivación de este sector.

 

Mejorar la fiscalidad  de la familia numerosa, de los discapacitados y del acogimiento de mayores de 65 años y/o discapacitados, por entender que son colectivos que requieren de una especial protección.

 

B) Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones:

 

Dado que la Junta General no puede eliminarlos por completo, puesto que se trata de un impuesto cedido, el Gobierno de FORO establecerá una bonificación del 99% para parentescos de 1º y 2º grado, logrando así ‘de facto’ su práctica eliminación y evitando con ello la grave discriminación que sufren los asturianos y las continuas deslocalizaciones en personas físicas y jurídicas a otras Comunidades Autónomas con tributación casi nula. 

 

C) Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados:

 

El Gobierno de FORO modificará la tarifa vigente y establecerá un tipo único y general del 7 %, con objeto de lograr una  armonización con el resto de CC.AA., lo que favorecerá el intercambio patrimonial y la actividad empresarial sin distorsiones fiscales. Asimismo, propondremos  el establecimiento de tipos reducidos para determinadas situaciones, como la primera adquisición de vivienda por jóvenes o discapacitados, y la adquisición de vivienda por familias numerosas que precisan una mayor superficie habitable.

 

D) Impuesto sobre el Patrimonio

 

Para no castigar el ahorro y la inversión y para acercar la fiscalidad asturiana a la del resto de España, eliminaremos la tributación por el Impuesto del Patrimonio, mediante la inclusión de una bonificación en cuota que alcance el 99% de la misma.

 

E) Tributación medioambiental

 

Los problemas ambientales son numerosos y la Administración debe intervenir para prevenirlos y solucionarlos.  En este sentido en los últimos años, al amparo de este tipo de  fiscalidad,  han proliferado los tributos. En el caso de Asturias necesitamos un estudio para abordar la reforma integral de la misma, con objeto de evitar que suponga un obstáculo para la libre circulación de personas, mercancías y servicios, lo que afecta de manera efectiva a la fijación de residencia de las personas o a la ubicación de empresas y capitales dentro de nuestra Comunidad Autónoma.

 

No puedo terminar mis palabras sobre la reforma fiscal sin una referencia obligada al Sistema de Financiación Autonómica. Todo lo anterior será realmente efectivo si, además, se acompaña de la necesaria reforma del Sistema de Financiación, dejando claro que lo que FORO defiende es el modelo constitucional de una España cohesionada y solidaria en la que no existan diferencias ni discriminaciones entre regiones por razones económicas. Por ello, FORO promoverá una reforma que garantice la suficiencia y la igualdad en los servicios públicos fundamentales, redefiniendo las necesidades de gasto y teniendo muy en cuenta, las singularidades que presenta Asturias, como la dispersión, y el envejecimiento de nuestra población. Asimismo propondremos que la reforma dote al sistema de transparencia, para que todos los ciudadanos conozcan los criterios de reparto y la balanza final de cada Comunidad en términos de aportación y recursos percibidos, porque para FORO la solidaridad ha de ser un instrumento que permita eliminar las desigualdades.

 

Si hace cinco días denuncié en la Convención Autonómica de FORO la profunda desigualdad que está creando en España el Gobierno de Rajoy y anuncié nuestra iniciativa de reclamar 1.028 millones de euros al Estado como deuda de insolidaridad con respecto a las CC.AA. más despilfarradoras, para estar en las mismas condiciones de crecimiento que Cataluña, Valencia o Andalucía, hoy he querido referirme a nuestra propia responsabilidad como asturianos presentando algunas de las medidas que figurarán en nuestro programa electoral para invertir la tendencia negativa de nuestra población, la tendencia negativa de nuestras personas ocupadas y la tendencia negativa de nuestro crecimiento; algunas de las medidas para sacar a Asturias de la decadencia.

 

Nuestro objetivo no es sacar más o menos escaños para atornillarnos a los sillones y no hacer nada durante cuatro años, como han demostrado que es lo único que saben hacer el PP y el PSOE. Nuestra presencia en las instituciones no será testimonial en ningún caso; las nuestras no son candidaturas para ‘estar’ sino para ‘ser’; no queremos interpretar el papel de supuestos representantes de los asturianos instalados en confortables sillones,  queremos ser representantes de verdad, lo que implica actuar en su nombre, defender sus intereses, poner voz a sus problemas, a los de todos aquellos asturianos que no van en ninguna lista, pero que entrarán con FORO en las instituciones; en los Ayuntamientos, en la Junta General y en el Gobierno del Principado, para que la representación y defensa de sus intereses queda garantizada.

 

Con vuestros resultados desde los Ayuntamientos nos habéis dado el ejemplo a todos de que el cambio que prometimos en 2011 para salir de la decadencia es posible. Hoy os pido vuestro apoyo, y os ofrezco el mío y el de todos los compañeros de mi candidatura, para que en esta campaña electoral el mensaje de FORO, la única fuerza capaz de realizar ese cambio, llegue también al resto de los asturianos.

Concluyo,

 

Amigas y amigos; ayer lo dije en Langreo, FORO tiene la obligación de contar la verdad, y lo hace, y yo en primera persona me someto a cualquier debate sobre verdades y mentiras; aquí no ocultamos la realidad, ni proponemos programas electorales que no vamos a cumplir, ni anunciamos pactos que ya están firmados de antemano.

 

Un ciudadano bien informado es un ciudadano libre, y eso, que es lo que queremos en FORO es también el gran peligro para otros, porque la información veraz acaba con el conformismo y la anestesia, fomenta la rebeldía y el espíritu crítico y eso es un peligro para el statu quo de la entente cordial del PPSOE repartiéndose la túnica de Asturias. Por eso amigas y amigos, para encontrar a FORO en determinados medios de comunicación habréis de valeros de una lupa de al menos 7 aumentos, mientras que para resistir el impacto del tamaño y los colores de las fotos del PPSOE es recomendable el uso de gafas de sol para preservar la salud ocular.

 

Entenderéis que como presidenta de este partido, el segundo de Asturias,  no puedo tolerar semejante trato de indignidad.

 

Así que vamos a hacer una campaña basada en el esfuerzo personal, en el contacto con los asturianos, en la movilización de nuestros ejemplares afiliados, sobre la base de los magníficos equipos que  habéis articulado, en las candidaturas y en las comisiones directivas, y sobre la base de un programa que es un cambio de modelo frente al estancamiento. No olvidéis que todo aquello que no avanza está retrocediendo frente a los demás, por eso en FORO vamos a tirar hacia delante, a tirar del pesado carro de los inmovilistas, para ganar las elecciones en los Ayuntamientos y en el Principado, e iniciar el camino del progreso que es sin duda el que los asturianos merecen”.

Etiquetas:
AVE 
PP 

También te puede interesar

Compartir noticia por email
Imprimir noticia

Juntas Locales

Agenda
Agenda Cascos
El Hormiguero. Último número
Búsqueda Avanzada


C/ Pepe Cosmen Nº 1. 33001 Oviedo.
985202745. Fax 985223554.
http://www.foroasturias.es · sederegional@foroasturias.es
Aviso Legal
Contacto
RSS