Foro Asturias en Facebook Foro Asturias en Twitter Foro Asturias en Google Plus
Foro Asturias en Youtube Foro Asturias en Flickr Foro Asturias RSS

21/09/2011
Discurso en la Conferencia Política de Presidentes Locales de FORO ASTURIAS

Pruvia, 21 de septiembre de 2011

 

Amigas y amigos:

 

En esta Asturias vista al revés que nos presentan a diario los especialistas en comedias que hacen crónica política o política propiamente dicha no sería extraño encontrar este titular: “San Mateo acusado de electoralismo por celebrar estos días sus fiestas en Oviedo”. El santo evangelista que tenía un hombre como símbolo cometió la osadía de elegir su festividad dentro del calendario de precampaña que anunció el 29 de julio pasado el Sr. Rodríguez Zapatero. Otro posible titular de estos comediógrafos mañana podría ser este: “FORO hace electoralismo el día de San Mateo”. Comprenderéis estas bienintencionadas críticas no merecen ser tomadas demasiado en serio ni en la fiesta de los inocentes, pero las seguiréis viendo en los titulares todos los días mientras sigan creyendo sus autores que nos inquietan. No les defraudéis, por favor.

 

Hoy día de San Mateo acabamos de escuchar y debatir dos informes importantísimos del vicesecretario de organización, Manolo Peña, y del director de campaña, Isidro Martínez Oblanca, porque en estas mismas fechas están sucediendo dos acontecimientos de gran trascendencia: la apertura de un nuevo curso político y la convocatoria de unas elecciones generales anticipadas. Como dirigentes y militantes de FORO vamos a afrontar ambos retos para relanzar la vida ordinaria de nuestra organización y para ganar las elecciones generales del 20 de noviembre en Asturias.

 

La creación a nivel regional y a nivel local de las Comisiones de Estudio y Participación es un paso fundamental en la vertebración de nuestra organización, para abrir cauces especializados a la actividad y a las inquietudes de nuestros más de 11.000 militantes con los que cuentan nuestros ficheros a día de hoy. Pero también tienen que ser  auténticos foros en los que los dirigentes y cargos públicos informemos y recibamos información de nuestros compañeros de partido conocedores de los problemas que existen en la calle y que preocupan a los ciudadanos. Las Comisiones son un escalón intermedio en nuestro compromiso de proximidad con los ciudadanos, porque a través de ellas podemos extender nuestra capacidad de sintonía y de cercanía con la gente que reclama y tiene derecho a ser escuchada e informada. Espero la máxima implicación de nuestros alcaldes, alcaldesas, concejales, diputadas, diputados, consejeras y consejeros para dar vida y contenidos a estas Comisiones locales y regionales de Estudio y de Participación.

 

Por otra parte, la campaña de recogida de firmas a que nos obliga la reciente modificación de la ley electoral para presentar nuestras listas al Congreso y al Senado se convierte en una prioridad absoluta sobre cualquier otra de las muchas que figuran en la lista de trabajos que supone la organización y desarrollo de una campaña electoral. Afrontemos este esfuerzo adicional como una oportunidad extra más que como un sacrificio. La ley nos obliga a salir a la calle, pues salgamos a nuestras calles y plazas a pedir respetuosamente su firma de apoyo a cuantos ciudadanos quieran darnos su confianza. Más que un imperativo legal, que sea una nueva oportunidad de demostrar nuestra vocación de proximidad con la gente, y que se convierta en una novedosa plataforma de lanzamiento y de presentación de FORO ante la sociedad asturiana.

 

También tenemos que recoger firmas en Madrid para presentar nuestras listas en aquella circunscripción, tal como acordó la Comisión Directiva de FORO el pasado día 31 de agosto. La buena acogida que tuvo, tanto entre los asturianos residentes en el Principado como entre la numerosa colectividad de ciudadanos veraneantes en Asturias, favorables a la iniciativa, ha resultado determinante en la decisión adoptada. Somos conscientes de la enorme dificultad de alcanzar en Madrid el tope mínimo legal del 3 % exigido para obtener representación en el Congreso de los Diputados en aplicación de la regla d’Hondt cuando no disponemos de una estructura previa, pero también valoramos el extraordinario efecto positivo que puede suponer en el tamaño del grupo parlamentario los escaños que obtenga FORO en la capital de España. Merece la pena intentarlo porque FORO es un movimiento cívico de rebeldía democrática, gestado en la crisis de los grandes partidos nacionales que, tras el importante respaldo recibido en Asturias el pasado 22 de mayo, aspira a seguir creciendo, fiel a sus principios, allí donde sirva de cauce a las aspiraciones reformistas de cambio político, de progreso social y de igualdad entre todas las Comunidades Autónomas españolas, sin privilegios ni exclusiones.

 

FORO plantea otra forma de hacer política en el aquí y el ahora del Estado de las Autonomías. Queremos que sea un camino para que nadie en España sea más que otro, pero tampoco menos que los demás, y en que la excelencia esté determinada por el esfuerzo, por el rigor y por la solidaridad. Asturias, que es la cuna de nuestro FORO, es una comunidad de la que uno, históricamente, se puede fiar, y ya ha demostrado, en una peripecia de siglos, todo lo mejor que se puede demostrar. Asturias ha sido punto de partida para gentes que se han buscado la vida en el exilio o en la emigración, y es cordial tierra de acogida para cuantos han llegado convocados por la siderurgia, por la minería, por el sector servicios. El ejemplo de Asturias radica en su incapacidad para excluir y en su vocación para unir y para sumar, en beneficio de la patria común que es España. Por eso nuestro lema “Más Asturias, mejor España” se puede transformar, manteniendo inalterables su esencia y sus principios. “Más FORO, mejor España” resume el sentimiento constructivo de que cuanto más asturianos sean los asturianos, o más madrileños los madrileños…, más y más profundamente españoles serán. Las magnitudes políticas se pueden analizar, demográfica o económicamente, con lupa, y ay de aquel cuya ambición vaya más allá que su verdad, porque la trampa insolidaria le acabará pasando una factura.

 

Desde FORO tratamos de sumar para enriquecer. No intentamos el monopolio de la verdad sino la fecundidad del debate plural. No intentamos un asalto a ninguna fortaleza, sino que ofrecemos un lugar acogedor e ilusionante a quienes piensan y sienten, como hacemos desde FORO, que más Asturias, más Madrid, son condiciones indispensables para una España mejor. Frente al pesimismo han llegado los tiempos que reclaman audacia. Convocamos a los ciudadanos a una apuesta de invertir en nuestra gente y en su futuro; a una apuesta de recortar la enorme deuda que lastra cualquier avance del Estado del Bienestar y aún su propio mantenimiento; a una apuesta para demostrar que la periferia española no es toda insolidaria, y que se puede luchar en defensa de la tierra de uno para construir una España mejor de todos, neutralizando la fuerza disgregadora de los partidos nacionalistas.  Jovellanos estaba convencido de que, a fin de preservar los fundamentos de la nación española, el gran cambio consistía en una profunda reforma política, respetando rigurosamente  el marco constitucional. Y esta tarea, en la España de hoy, también nos corresponde a nosotros, a FORO. Por eso aceptamos este nuevo reto.

 

Todo estos retos de FORO  sabemos que tenemos que acometerlos al mismo tiempo que desempeñamos nuestras responsabilidades institucionales. Unos desde los gobiernos y otros desde la oposición, sea en el Principado de Asturias, en la Junta General del Principado o en los diferentes Ayuntamientos asturianos. Si difícil resultó para una fuerza política de reciente creación enfrentarse con éxito a la pasada campaña municipal y autonómica, el reto de poner en marcha un programa de cambio en los gobiernos municipales y regional no es menor dificultad. Superar las resistencias de las superestructuras de unas administraciones construidas con vocación de eternidad requiere tiempo y tenacidad. En el Ayuntamiento de Gijón fueron 32 años sin cambio alguno de mayorías. En el Principado fueron 28 años. Y así sucesivamente. No pueden sorprendernos las dificultades. Como tampoco podemos considerar una sorpresa la confirmación de la continuidad de la entente cordial del PP con el PSOE a nivel regional y, con algunas contadas excepciones, a nivel municipal.

 

Lo importante es hacer las cosas bien, antes que hacerlas rápidamente. Como expliqué el pasado viernes, en respuesta a una pregunta de un periodista, la construcción de edificios sólidos requiere buenas y profundas cimentaciones. Poner los cimientos no es una tarea lucida, pero es la más necesaria para sostener las fachadas y los tejados de los edificios. En una administración pública, exactamente igual. Tiene gracia los reproches que nos hacen los opositores noveles cada vez que promovemos un cambio. Al parecer entienden que la alternancia supone que cambian las personas para seguir haciendo las mismas cosas que antes. No os canséis de repetir lo obvio: los asturianos que nos han elegido lo han hecho para que cambiemos la Asturias que no les gustaba, no para dejarla como la encontramos, con nuestro crecimiento estancado, con altas tasas de paro más acentuadas entre los jóvenes, en imparable proceso de deterioro de nuestros niveles de bienestar, con unos niveles de corrupción desconocidos, y con un gran pesimismo inundando  los hogares de todos los asturianos, especialmente de los más humildes.

 

En el Principado, tras reorganizar y renovar las Consejerías, los equipos han preparado su programa y lo están presentando en la Junta General del Principado. Además, han acometido la tarea de hacer el diagnóstico de la situación. Por ejemplo, conocer el estado real de ejecución de los presupuestos no ha sido tarea fácil porque la realidad estaba deliberadamente maquillada para que resultara irreconocible. Un día encontramos una carta del 11 de mayo en la que el Ministerio de Economía imputaba al Principado un mayor endeudamiento procedente de la Junta de Saneamiento. Otro día tuvimos acceso al programa informático “Asturcón” y comprobamos la existencia de gastos correspondientes al 2010 sin cobertura presupuestaria, llamados gastos desplazados, que es una práctica ilegal pero que suponía el traslado al 2011 de 211 millones de € de gasto principalmente sanitario. La semana pasada, el Ministerio de Economía notificaba al Principado que a 30 de junio el Principado ya había acumulado un déficit de 325 millones de € (1,37 % PIB), cuando el déficit autorizado para todo el año 2011 estaba limitado a 308 millones de € (1,3 % PIB). Es decir, lo que algunos llaman “siete décimas de nada”  de desviación al alza en el primer semestre es nueve veces más del autorizado para este periodo, lo que obliga a un recorte de 147 millones de €. Por eso solicitamos formalmente anteayer al citado Ministerio un plan de 4 años para absorber los excesos de quienes nos precedieron. Además, el primer resumen de las auditorías internas de situación arroja un total de 1.642 millones de € de abonos del Estado pendientes, empezando por el Fondo de Cohesión con 633 millones de €, siguiendo por los Fondos Mineros con 610 millones de € y terminando por las ayudas de la ley de Dependencia por más de 200 millones de €, asunto sobre el que he solicitado una reunión con la Ministra de Economía. Estos son datos y fechas que resumen fielmente la situación actual. No son una excusa sino una radiografía de la realidad. A los impacientes les recuerdo que en política tampoco son posibles los milagros ni las soluciones sobrenaturales. Nadie mínimamente responsable puede hacer pronósticos para el futuro sin conocer el diagnóstico de la realidad a la que hay que enfrentarse. Y esta es la realidad de nuestro Principado de Asturias que queremos cambiar.

 

Algunos quieren cambiar la realidad  española modificando la Constitución para que no se puedan repetir unos comportamientos tan irresponsables de nuestros gobernantes, dedicados en los últimos años a cavar agujeros financieros en el Estado y en las Comunidades autónomas que otros tardaremos años en reparar. No hacía falta romper el consenso constitucional para forzar una reforma constitucional precipitada. Bastaba volver al las leyes de estabilidad presupuestaria del año 2001, y establecer responsabilidades y sanciones claras a quienes las incumplan en el futuro. En cualquier caso, es muy poco serio sostener con credibilidad este discurso a favor de la reducción del déficit público con los premios políticos que, simultáneamente, están concediendo los socialistas a los principales responsables del problema en el presente y en el pasado reciente. Al parecer, la Ministra de Economía, responsable del gran agujero español de 260.000 millones de € en 2008, 2009 y 2010, está propuesta para presidir el Banco Europeo de Inversiones, y los ex-Presidentes de Castilla La Mancha y de Asturias están propuestos como candidatos a parlamentarios nacionales. Para que luego algunos se rasguen hipócritamente las vestiduras, sorprendidos por la indignación ciudadana o por el desprestigio social de los políticos, como si no crecieran cada día las causas que las provocan.

 

Lo importante hoy para FORO es mantenernos firmes en el camino que nos marcaron los ciudadanos con su confianza en pasado 22 de mayo. No estamos solos porque contamos con la mejor compañía: la del apoyo de los asturianos. Pero no podemos conformarnos con lo mucho ya conseguido y tenemos que tratar de superarnos para renovar y acrecentar aquella confianza en las elecciones del próximo día 20 de noviembre. Los hasta ahora dos partidos mayoritarios asturianos mantienen su alianza política contra FORO en la Junta General del Principado y en los ayuntamientos donde gobernamos. Siguen siendo aliados en el Ayuntamiento de Oviedo y en la Junta General del Principado, donde ya lo eran, y la única novedad es que han ampliado su campo de entendimiento contra FORO a otros ayuntamientos como el de Gijón. Nuestros mensajes de colaboración y nuestros ofrecimientos de acuerdos siempre estuvieron sobre la mesa, pero lejos de interpretar el mensaje de cambio del pasado 22 de mayo, el PP y el PSOE prefieren enrocarse de manera numantina en su postura de entente cordial anterior.

 

Pienso y os propongo que FORO no cambie de camino, sino que se reafirme en el que hemos escogido. Determinadas críticas que recibimos son la prueba del nueve de nuestros aciertos. Me refiero explícitamente a la crítica sistemática que despliega el periódico La Nueva España. Lo que me cuentan que sale hoy es la tónica habitual. Es una crítica tan desaforada en sus formas y tan escasamente fundada en sus contenidos que tenemos que recibirla con más satisfacción que indiferencia. Un día presentan como gran rectificación lo que figura literalmente en nuestro programa: “que es indispensable un férreo control del gasto público previo antes de abordar la necesaria reducción de impuestos” y otro día emulan a George Lucas con su guerra de las canoas. Detrás de las falsas noticias organizan siempre la procesión de los editoriales y el coro de los opinantes de camarilla. La Nueva España lo mismo publica noticias falsas de viajes que no cubre, como el mío a Argentina, que se contradice a sí misma de todo lo que denunció sobre el Niemeyer cuando gobernaban nuestros antecesores. Lo mismo lanza furibundos e injuriosos ataques a Arturo González de Mesa, a partir de comentarios chismosos que fabrica la factoría china especializada en estos trabajos, que abandera la campaña contra Carmen Moriyón porque, en lugar de descansar en su tiempo libre, trabaja y, encima, les parece intolerable que no cobre, que no se “llene la faltriquera”, que diría el editorialista.

 

Sus excesos manipuladores son tan desmesurados que nos han brindado la gran oportunidad de ejercer ante los tribunales, por primera vez en nuestra corta historia, el derecho de rectificación, al amparo de nuestro ordenamiento jurídico. El día 4 de septiembre se inventó una inexistente ley del gobierno del Principado sobre cambios en el régimen de dedicación de los médicos, para soliviantar al sector contra nosotros. Recibió el primer desmentido rotundo de FORO que el periódico manipuló con desfachatez para presentarlo como una desautorización del partido a la Consejería. Segundo desmentido doble -del partido y de la Consejería- que llevó a La Nueva España a inventarse una propuesta de nuestros portavoces en la Comisión Negociadora de FORO sobre el pacto de legislatura. Cuarto desmentido del portavoz parlamentario. Y cargados de razón, después de tres noticias falsas en tres días, el día 6 de setiembre iniciamos las acciones legales contra La Nueva España en defensa de la veracidad, una exigencia constitucional que La Nueva España conculca sistemáticamente cuando habla de FORO, porque le vale todo, sin límites legales ni deontológicos. Y también para exigir que La Nueva España publique las rectificaciones como manda la ley, es decir, “íntegramente, sin comentarios ni apostillas, con relevancia semejante a la información rectificada”, aspecto este esencial porque son expertos en manipular a 4 y 5 columnas, en primera e interiores, y publicar las rectificaciones a dos columnas en página par interior. No creo en la prensa amarilla, al servicio de intereses espurios, y nunca mejor aplicado el adjetivo en este caso. Pero tampoco vamos a dejar de ejercitar nuestros derechos cuando las falsas noticias divulgadas perjudiquen a FORO.

 

Sinceramente tengo que deciros para finalizar, queridos compañeros, que las reacciones, en uno o en otro sentido, que se suscitan en esta primera etapa de nuestro Gobierno eran perfectamente previsibles. No así las irregularidades económicas, presuntamente delictivas, que nos hemos encontrado, y que superan la imaginación de cualquier autor de novela negra…Pero, en fin, ese es otro asunto, y en su investigación y en la necesidad de exigir responsabilidades y de corregirlo estamos trabajando… Me refería a que, en la reacción de nuestros rivales políticos y del medio de comunicación aludido, no ocurrió nada sorprendente. El pacto PP-PSOE, conocido como el de la Zoreda o “pacto del duernu” ha sido confirmado de modo tan contundente que, de no haber existido, lo han reinventado a la medida de lo que sospechábamos por las evidencias que salieron a la luz en las últimas semanas.

 

Esos chanchullos del bipartidismo nutricional nos fortalecen y dan fuerza a nuestra rebeldía. Decía Omar Torrijos en Panamá, y refiriéndose a su reacción de dignidad ante los abusos de los Estados Unidos, de la capital del Imperio, que “hay que mover la cadena, pero sin que se cabree el tigre”. Nosotros, por el contrario, queremos hacerle frente al tigre porque sabemos que su cobardía se cimienta en que nadie se ha atrevido a plantarle cara ya que, mediante una trama de intereses, favores y chiringuitos, tenía “apesebrados” a quienes le podían hacer frente. FORO está levantando en Asturias el velo de la hipocresía, y nos estamos mostrando ante la sociedad con transparencia y con rigor. Es cierto que, tras un largo tiempo de oscuridad, encender una luz puede producir alguna incomodidad, algún incómodo deslumbramiento, hasta que las pupilas de los amigos de la oscuridad se acostumbren. Pero, pasado ese fogonazo inicial, dará sus frutos el buen trabajo hecho a tres turnos, se impondrá la razón, y vendrán la calma y la serenidad de una visión clara, certera y objetiva de la realidad asturiana y de nuestro futuro.

Como presidente del partido, os animo a que conciliéis la intensidad del trabajo en vuestras respectivas responsabilidades con el blindaje psicológico y moral que ofrece la convicción de ir en la mejor dirección. Una dirección que no es otra que la de sacar Asturias del pozo en que se encuentra, y de hacer posibles todos nuestros sueños. Tanto las críticas desaforadas de la oposición como las más ponderadas de la opinión publicada merecen nuestra atención en un sistema democrático y parlamentario. Pero hay que distinguir entre las censuras razonables y las campañas sectarias, interesadas, obsesivas, y que en su pecado llevan su propia penitencia. En política hay un valor sagrado, que es la confianza. En la comunicación social existe una premisa esencial, que es la credibilidad. Nosotros apostamos por la confianza en quienes tienen credibilidad, y esa misma confianza nos hace irreductibles ante quienes, valiéndose de una posición de mercado dominante (patrocinada de modo tan generoso como indecente por el pacto de nuestros rivales políticos) intentan que FORO no sea más que una aventura pasajera a la que ponen fecha de caducidad. Están equivocados los chantajistas que, desde la heterodoxia empresarial y desde la ruindad moral, piensan que la realidad se va a asemejar, a corto o a largo plazo, al guión de sus fantasías a sueldo.

 

En FORO creemos en la buena fe, en el trabajo a tres turnos, en la proximidad con la gente, en la honestidad y en la decencia en el desempeño de las responsabilidades públicas. Y, al final, son valores que terminan por brillar por muchos intentos de mordaza y de manipulación que se ejerzan. Recordaréis que, poco antes de las elecciones del pasado mayo, se intoxicó con la frase, reiterada obsesivamente, de que nuestros resultados en las urnas iban a ser peores de los previstos al inicio de la campaña, ya que “el globo estaba pinchado”, y hasta se inventaron y fabricaros encuestas memorables para demostrarlo. Nosotros, los del “globo presuntamente pinchado”, y gracias al esfuerzo de todos vosotros, volamos hoy más alto que nunca. Y eso que hemos despegado hace dos meses, y nos queda una seria, rigurosa y apasionante travesía, porque queremos seguir subiendo.

 

¡Ánimo, amigos, y muchas gracias!

Juntas Locales

Agenda
Agenda Cascos
Más Asturias 2014 Más Asturias 2014 Más Asturias 2013 Más Asturias 2012 Gobernanza a Tres Turnos Rebeldes con Causa Salir a Flote
El Hormiguero. Último número
Búsqueda Avanzada


C/ Pepe Cosmen Nº 1. 33001 Oviedo.
985202745. Fax 985223554.
http://www.foroasturias.es · sederegional@foroasturias.es
Aviso Legal
Contacto